15 de octubre de 2018

SOLIDARIDAD CON LA CARAVANA MIGRANTE

Decenas de migrantes hondureños ingresan a Guatemala en su camino hacia Estados Unidos. (Foto Prensa Libre: Mario Morales)
Foto: Prensa Libre


Ante la caravana de Migrantes de nacionalidad hondureña, las organizaciones que conforman el Grupo Articulador de la Sociedad Civil para las Migraciones a la población hacen saber:

a. Migrar no constituye ningún delito, por lo que no es un asunto policial ni de ninguna autoridad local o nacional que tenga vinculación a seguridad ciudadana. El uso de policía nacional civil para impedir el derecho humano a la migración constituye por tanto una violación al artículo 4, 5 y 26 de la Constitución política de la República de Guatemala, en especial al derecho de libre tránsito por territorio de la República.

B. El ingreso de personas hondureñas a Guatemala y su tránsito no pueden ser restringidos ante la existencia de acuerdos de libre ingreso y tránsito entre los países de Centroamérica.

C. El estado de Guatemala en su legislación vigente obliga a prestar asistencia y seguridad a las personas migrantes, garantizado su vida, su integridad y su libre tránsito.

Exigimos el cese de toda acción policial y administrativa que restringe sus derechos fundamentales.

Que se les brinde asistencia humanitaria y se permita aquella proveniente de los particulares y entidades de auxilio.

El Gobierno de Guatemala es responsable de la seguridad y la integridad de las personas que se encuentran en su territorio y no debe por ningún motivo atentar contra sus derechos fundamentales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario